cultura organizacional

Importancia de la Cultura Organizacional

El término “cultura” proviene del latín cultus, que a su vez deriva de la voz colere, que significa cuidado del campo o del ganado. 

Para Jean Jacques Rousseau (Ginebra, 28 de junio de 1712 – Ermenonville, 2 de julio de 1778), la cultura es un fenómeno distintivo de los seres humanos, que los coloca en una posición diferente a la del resto de animales. La cultura es el conjunto de los conocimientos y saberes acumulados por la humanidad a lo largo de sus milenios de historia. 

Cultura Organizacional: Las creencias, valores, hábitos, tradiciones, actitudes y experiencias de una organización

La finalidad de la cultura organizacional es controlar el modo en que las personas interactúan entre ellas (y con el exterior) para relacionarse.

La Cultura Organizacional es, en síntesis, la psicología de una empresa. En otras palabras, es el núcleo humano de la empresa, es el comportamiento de la sumatoria de sus empleados, es la imagen que brinda dicha organización a la sociedad en la que está inserta, es el proceso de selección de sus empleados y de sus proveedores también.
FUENTE: https://concepto.de/cultura-organizacional/#ixzz6LPVjjUIu

Estos elementos simbólicos se manifiestan en todos los niveles y departamentos de la organización. 

La cultura de una empresa no es permanente, ni rígida, sino que va cambiando constantemente. Si no hay cambios y es rígida, le costará adaptarse al medio externo (mercado).

Una cultura fincada en valores con los que el personal se identifica y en la que los puestos de mando muestran ejemplo de vida, sin duda, contribuirá a llevar a la empresa a los más altos niveles de desempeño. Por el contrario, si los valores sólo “se ven bien”, pero no son seguidos por los lideres de la organización, el personal los ignorará. Hay el riesgo de que se formen en la organización grupos de trabajo con su propia subcultura, que muchas veces puede ir en contra de la misma empresa o del mando del grupo.

La reflexión anterior nos hace ver la importancia de desarrollar una cultura sólida en la empresa, en donde el personal haga suyos los valores y los puestos de mando den ejemplo de vida con su forma de actuar, de tomar desiciones y de trato a sus colaboradores.

Basados en lo anterior ¿cómo podemos reforzar la cultura de Seguridad Patrimonial en nuestros Departamentos?

Primer paso:

Como líderes de nuestro Departamento debemos invitar a nuestro personal a definir y diseñar  a un nuevo Departamento de Seguridad de Excelencia; hacerlos partícipes de codirigir esta jornada, compartiéndoles que, al mejorar los logros del departamento, todo el personal de Seguridad crecería personal y profesionalmente. Esto implica una fuerte delegación de nuestra autoridad en ellos, mas no ciega, sino dirigida, proporcionándoles los medios de auto desarrollo, ayudándoles en el desarrollo de sus nuevas: competencias, habilidades y actitudes, haciéndoles notar su parte de responsabilidad en su propio desarrollo. Se trata de desarrollar en conjunto, con los valores, la Visión de nuestro Departamento: a dónde queremos llegar, qué queremos ser y en cuánto tiempo.

Segundo paso:

Analizar en equipo y a profundidad los valores de la Organización, hacerlos que sean nuestros propios valores departamentales y si hay un valor o más que sean congruentes con los de la Organización, que los complementen, definirlos como  valores de nuestro Departamento y sobre todo comprometernos a vivirlos.

Tercer paso:

Ayuda definir en equipo un slogan de seguridad que dé luz de hacia dónde queremos dirigirnos, por ejemplo: “Somos un Departamento de Servicio”, y comprometernos a vivirlo.

Cuarto paso:

Tener claros los objetivos y estrategias de la empresa y comprometernos a apoyarlos, cumpliendo a la vez con nuestras responsabilidades de proteger los activos y al personal de la Organización y diseñar los procesos, controles, métricas e indicadores para lograrlo.

Quinto paso:

Podemos acercarnos con los Gerentes de los diferentes departamentos que conforman nuestra empresa para conocer cómo operan, qué hacen y qué apoyos requieren del Departamento de Seguridad para ser más eficientes. Esto nos dará conocimientos inimaginables, sorpresivos: posiblemente nos daremos cuenta de que, en ocasiones, actuamos como inhibidores a la productividad del negocio, pero también aprenderemos a diseñar soluciones de colaboración y, lo más importante, mejorará nuestra imagen de seguridad, como un Departamento con espíritu de servicio.

En siguiente participación para Blog RPM daremos continuidad a este tema.

Por: MSA, Ing. Sergio Delgado Torres, DSE  (Pulse AQUÍ para leer su semblanza)

Share on facebook
Facebook
Share on linkedin
LinkedIn
Share on email
Email